LA BLOGOSFERA

abril 25, 2018 8 Por Ana Palacios

LA BLOGOSFERA

Según dice “San Google” el término blogosfera se utiliza para describir el mundo de los weblogs como comunidad o red social.

Como ya he dicho otras veces, soy muy nueva en las redes y frecuento alguna desde que tengo el blog, es decir, desde hace menos de un año.

Empezaré por dar las gracias a todas las personas que leen mis escritos, a las que utilizan parte de su tiempo en hacer algún comentario, así como a los que le dan al “me gusta” o al “G+”.

Algunas veces me gustaría poder darles las gracias mirándoles a los ojos, cosa imposible en un mundo virtual, pero quiero que sepan que agradezco su dedicación. Yo no puedo corresponder tanto como me gustaría, pero de vez en cuando también les voy visitando.

Quiero decir que he conocido personas fantásticas, que me animan, me sugieren retos o incluso me han enseñado a dar los primeros pasos en un mundo en el que iba más perdida que una gamba en el desierto.

Éste es el caso de mi “maestro particular”, Pedro Fabelo; no lo busqué, porque como ya sabéis: “Cuando el alumno está preparado aparece el maestro”; aunque también hay quien dice que es justo lo contrario, es decir que “cuando el maestro está preparado aparecen los alumnos”. En cualquier caso, mi amigo Pedro apareció por sorpresa y es gracias a él que el fondo de mi blog se ha llenado de margaritas. ¡Me encantan las margaritas!

Un día recibí un mensaje que más o menos decía:

—Vilma ¿te gustaría cambiar un poco el aspecto de tu blog?

—Claro que me gustaría, Pedro, pero no sé como hacerlo.

—No te preocupes que para esto están los amigos —me respondió.

Dicho y hecho, a los pocos días recibí otro mensaje con un corto y sencillo “manual de instrucciones”.

Me puse frente al ordenador y empecé a ejecutar sus directrices. No salió a la primera, he de reconocerlo, pero al final lo conseguí.

—Pedroooo! Ya se ha llenado de flores mi blog.

—Vilmaaaa! ¡Qué bonito te ha quedado!

Y así andamos los dos, a gritos desde la distancia, imitando a los dibujos animados  Los Picapiedra.

Alguien puede preguntarse si se puede hacer amistad en la blogosfera, incluso yo hubiera dudado hace apenas un año, pero hoy presumo de tener amigos que no conozco, pero que se prestan a orientarme en labores que para mi son irrealizables. ¡Perdón! Eran irrealizables.

Le compré a Pedro los dos tomos de humor absurdo que ha publicado, cuyas fotos ilustran esta portada, y me propuso, como a todos los que se los compran y tienen un blog, que si le daba mi opinión sobre su obra y le mandaba una foto me dedicaría una entrada. Así que, aunque no soy mucho de fotos, le mandé dos composiciones. Os invito a que entréis en Absurdamente, de Pedro Fabelo y allí nos veréis.

Y ya no voy a decir más, salvo enviaros su enlace y esperar que le visitéis, para ver lo guapos que estamos, pero sobre todo para leer sus escritos de un humor que tiene tanto de absurdo como de inteligente.

Éste es el enlace de un maestro de las letras cuyo corazón rebosa generosidad.

Absurdamente, Pedro Fabelo

https://pedrofabelo.blogspot.com.es/

¡Gracias a todos por estar ahí!

No hay personas desconocidas, sino amigos que aún te quedan por conocer. -William Butler Yeats.