AGRADECIMIENTO Y RECUERDOS

AGRADECIMIENTO Y RECUERDOS

Hace unos días, recibí, puntual como siempre, el boletín informativo del Grup d’Opinió d’Ámfora (Grupo de Opinión de Ánfora). Abrí la revista al azar y me topé con un escrito cuyo título era El Canal del Mediodía-Canal du Midi, del que Magda ofrece una amplia información.

Tan pronto mi ojos se posaron sobre dicho título mi pensamiento voló a Toulouse y a mis tíos Ángel y Laura. Cuándo yo era jovencita los visitaba de vez en cuando y ellos me mostraban los lugares destacados de la “Ciudad Rosa”, apodada así por el color predominante de sus edificios antiguos.  El Canal du Midi se encontraba entre estos lugares.

Pero antes de dar paso a los recuerdos y, ya que he comenzado hablando del Grup d’Opinió d’Ámfora, deseo aprovechar este blog para dar las gracias públicamente a este Grupo, pues fue en su boletín donde mis escritos vieron la luz  por primera vez.  De vez en cuando, asisto a la actividad del Aula d’Expressió (Aula de Expresión) dirigida por Joan con extraordinaria dedicación y pulcritud; las personas que acostumbran a reunirse para ello, leen con tal sentimiento que su voz penetra en el alma y actúan con “el saber hacer” del artista, pero con la humildad del que sabe que no lo es. ¡Gracias a tod@s por vuestra amabilidad y vuestro encanto!

Dicho ésto, retomo el recuerdo de Toulouse y de mis tíos. Mi tía hace poco nos dejó; de niña quedó huérfana de madre y poco después fue víctima, como otros muchos niños, de la sinrazón que representan las guerras. Mi tío, incansable trabajador e idealista a su manera, permanece en tierras francesas. Ninguno de los dos olvidó su querido Aragón, pero, como dice el Pastor de Andorra en su jota “la Palomica”, “levantaron tanto el vuelo, que no supieron volver luego”.

A mi tía están dedicados estos versos escritos desde el corazón, aunque no con la maestría deseada. También van dedicados a todas las personas que se han visto obligadas a dejar su tierra, su familia y su casa.

Pequeña víctima de la sinrazón
¡qué pena da verte!
Tus manos vacías,
tu mirada ausente,
tus pies ya cansados,
y el hambre y el frío
enturbian tu mente.
Hace apenas nada
tu madre murió,
hoy la esperanza se quiebra
dentro de tu corazón.
Hubo que salir corriendo y
por la puerta de atrás,
el enemigo acechaba,
no cabía esperar
abandonar era vivir,
quedarse…, quedarse, mejor no pensar.
Tierno arbolito
que sin apenas raíces
a otro país te trasplantan,
nunca olvidarás tu tierra,
ni tu pueblo, ni tu casa…
La protagonista de estos versos
hace poco nos dejó,
y allá en tierra extranjera,
la jota le acompañó
……………….

5 Replies to “AGRADECIMIENTO Y RECUERDOS”

  1. Nos gusta tenerte de compañera, Ana. Gracias por las palabras que dedicas a Àmfora.
    Un bonito recuerdo a tu tia, un poema lleno de sentimiento.

    • Quería hacer público mi agradecimiento y el blog me ha permitido hacerlo. Mil gracias Gloria, viniendo de una poeta como tú, me siento muy halagada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*